Copia de BP-LINKED-IN-1200x628
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Efectividad y compliance: dos ventajas de la tecnología en los procesos de remuneraciones

Aunque en una primera revisión cualquiera pudiera pensar que el impacto de los procesos de remuneraciones en las empresas está básicamente limitado a pagar bien y a tiempo a los colaboradores, en la práctica el tema va mucho más allá.

Si bien es claro que pagar sueldos, bonos, comisiones y demás compensaciones económicas es algo fundamental en las organizaciones, ante su incidencia en el compromiso y desempeño de las personas; no es menos importante cumplir con lo que establecen las leyes

En consecuencia, las empresas deben reducir el riesgo de incumplimientos que pueden desembocar en sanciones. De ahí que los procesos de remuneraciones, nómina, planilla o payroll requieren de tecnología para no solo hacer un trabajo más eficiente, sino también para un oportuno compliance.

Revisemos las particularidades del tema en algunos países de Latinoamérica.

México: guardar información laboral por cinco años

México es un buen ejemplo de las complejidades que son parte de los procesos de remuneraciones. No solo se trata de pagar salarios y bonificaciones, sino también de guardar documentos vinculados a la relación entre colaboradores y empresas


Irving Martínez, especialista de nómina en Rankmi México, indica que el principal foco de las empresas es el pago de derechos y obligaciones, entre los que destacan:

  • Salarios.
  • Previsión social.
  • Aguinaldo.
  • Prima vacacional.
  • Prima de antigüedad.
  • Aportes a las Administradoras de Fondos para el Retiro (AFORE).
  • Utilidades.

Adicionalmente, es clave la conservación de nóminas, contratos de trabajo y otros documentos que está regulada en diferentes leyes y códigos nacionales cómo, por ejemplo, el Código Fiscal de la Federación, la Ley del Seguro Social y la Ley Federal del Trabajo. 

En relación con el Código Fiscal de la Federación, explica el especialista, hay que cumplir con el artículo 28 que establece la obligatoriedad de preservar los siguientes documentos por un plazo mínimo de cinco años:

  • Libros y registros sociales.
  • Sistemas y registros contables.
  • Papeles de trabajo.
  • Estados de cuenta.

Por otro lado, la Ley del Seguro Social en la fracción segunda del artículo 15, menciona que los patrones tienen la obligación de llevar registros de datos, como nóminas y listas de raya en las que se asiente invariablemente el número de días trabajados y los salarios percibidos por sus trabajadores.


Si quieres ampliar la información, solo ingresa aquí al blog Rankmi.

¡COMPARTE ESTA HISTORIA!

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on google
Google+
Share on telegram
Telegram